Connect with us

Nacional

Tenemos que Hablar de Chile: conoce la nueva plataforma de encuentros ciudadanos cien por ciento digitales

La iniciativa busca sumar a miles de personas a compartir ideas, sentimientos y experiencias acerca del país tras el 18-O y la llegada del coronavirus. Una vez terminados los procesos de participación, se crearán una serie de documentos para incidir y aportar en las discusiones de las políticas públicas.

¿Cómo sería juntar a una persona que vive en Copiapó con una que viva en San Fernando, en Carahue, Santiago, o Puerto Natales, y que conversaran sobre lo que están viviendo? ¿Qué pasaría si cinco personas desconocidas hablaran del Chile que anhelan? Esas fueron algunas preguntas que inspiraron la creación de Tenemos que Hablar de Chile, una nueva plataforma de conversación y encuentro ciudadano en formato digital. La iniciativa es impulsada en conjunto por las universidades Católica y de Chile; y apoyada por más de 20 organizaciones, entre ellas Fundación Chile, Matríztica, Urbanismo Social, Huella Local, junto con la colaboración de Google, para el soporte digital.

En medio de la incertidumbre que genera el COVID-19, sumado a las demandas e inquietudes que surgieron tras el estallido social, la plataforma busca ser un espacio donde todos y todas quienes se sientan parte de Chile puedan conversar sobre qué elementos del país se pueden mejorar o mantener, y cómo hacerlo.

La iniciativa tiene tres mecanismos de participación, cuya metodología y sistematización fue creada en conjunto por el Instituto de Argumentación Jurídica de la Universidad de Chile y el Laboratorio de Innovación Pública de la Universidad Católica. Los tres mecanismos son:

  • Consultas ciudadanas: son 17 consultas, una por cada tema país como educación, salud, pensiones, entre otras. Buscan que la mayor cantidad de personas posible pueda contribuir desde su experiencia, y al mismo tiempo experimentar una dinámica que provoque reflexiones. Al principio de cada consulta, te preguntamos tu opinión personal sobre el tema, para luego invitarte a vivir en los zapatos de un otro.
  • Conversaciones digitales: se desarrollan en grupos de 4 y 8 personas por aproximadamente una hora, facilitado por un moderador. Nuestros encuentros siguen una estructura de conversaciones fluida, simple, entretenida y donde todos puedan aportar sus visiones de país, siguiendo una metodología diseñada para encontrarnos en estos tiempos de crisis, relevar nuestras emociones, nuestros anhelos para el país, cómo lograrlo y a qué comprometerse de forma personal.
  • Chile a Escala: es el corazón del proyecto. Entendemos que las conversaciones digitales y las consultas ciudadanas pueden tener un gran sesgo de autoselección y escasa diversidad, debido a las barreras del mundo digital. Por eso creemos necesario desarrollar un espacio de encuentro que no solo sea fruto del azar, sino que intencionadamente reflejen la diversidad de la sociedad chilena. Chile a Escala busca registrar y representar de la forma más rigurosa posible lo que ocurriría si todo Chile fuera parte de una gran conversación: queremos que al menos una de cada mil personas que viven en Chile participen en una conversación a través de videollamadas. Un verdadero Chile a escala, en el que esté representada la mayor diversidad de nuestro país.

Esas personas serán seleccionadas para representar las diferentes realidades de Chile en términos etarios, geográficos, de género e ingresos, entre otras variables. Una vez convocadas conversarán en grupos de 5 por aproximadamente dos horas, donde el tema central es el país que quieren construir en los próximos 10 años y los compromisos que están dispuestos a adquirir para hacerlo posible.

Una vez finalizadas ambas etapas de participación, los resultados serán sistematizados por el Instituto de Argumentación Jurídica de la U. de Chile y plasmados en una serie de documentos que serán entregados a las autoridades. Así, por los distintos temas que surjan, se formarán mesas compuestas por expertos y expertas en el área. Las ideas que surjan, serán convertidas en propuestas concretas y de ese modo poder incidir en la discusión y diseño de políticas públicas.

Para garantizar la pluralidad de visiones, Tenemos que Hablar de Chile cuenta con el apoyo de un equipo de consejeros y consejeras. Se trata de personas destacadas, algunos de ellos premios nacionales en diferentes áreas, como ciencias, educación, salud, cultura y emprendimiento, que ayudarán a orientar el trabajo e impulsar la iniciativa. Algunos de los consejeros son los rectores Ennio Vivaldi de la Universidad de Chile, e Ignacio Sánchez de la Universidad Católica; la maestra del Kai-kai, reconocida como Tesoro Humano Vivo, Isabel Pakarati Tepano; el presidente de la Comunidad de Organizaciones Solidarias, Rodrigo Jordán; la actriz Tamara Acosta; los economistas Andrea Repetto y Oscar Landerretche; la directora del Centro de Ciencia del Clima y la Resiliencia, Maisa Rojas, entre otros. Revisa la plataforma aquí.

Continue Reading
Advertisement
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!
A %d blogueros les gusta esto: